Santiponce Itálica

Patrimonio

Un inmenso legado por descubrir

Capilla de la Santísima Hermandad de la Vera Cruz

78
0

La Hermandad de la Santa Vera Cruz de Olivares fue fundada el 12 de mayo de 1552 por Pedro de Guzmán, I conde de Olivares, y tan sólo unos años después, en 1560, edifica un hospital con capilla propia bajo la advocación de Ntra. Sra. de la Antigua en unos terrenos cedidos por la I condesa Francisca de Ribera.

A lo largo de su existencia, la Hermandad ha pasado por distintas épocas de auge y declive, llegando a arruinarse por completo hasta en cuatro ocasiones, circunstancias en las que se trasladaban las imágenes titulares hasta la cercana colegiata de Santa María de las Nieves.

La capilla actualmente sigue siendo sede de la Hermandad de la Santa Vera-Cruz, contando con un patrimonio artístico importante en su interior, un magnífico retablo mayor de madera dorada y policromada que se trata de una recomposición realizada con partes de dos retablos procedentes del extinguido convento franciscano que fundó el conde-duque de Olivares, Gaspar de Guzmán, en Castilleja de la Cuesta. De estilo renacentista son el banco, las columnas exteriores y los relieves laterales de santos, mientras de estilo barroco son las columnas salomónicas interiores y el magnífico ático con talla a base de hojas de acanto e interior con parejas de ángeles abrazados. Este original retablo lo presiden las imágenes titulares de la hermandad, el Santísimo Cristo de la Salud, Ntra. Sra. de la Antigua y San Juan Evangelista. 

Cuando en 1978 la hermandad restaura la fachada de la capilla, la Junta de Gobierno decide colocar dos azulejos de cerámica trianera a ambos lados de la puerta con las imágenes de sus titulares realizados por Antonio Morilla Galea (1910-2000).

Etiquetas

0 comentarios

Nuevo comentario

Los comentarios son moderados, así que tardan un tiempo en aparecer. Si contienen lenguaje ofensivo no serán publicados.