Osuna Colegiata

Sevilla, bella y diversa

El Centro de Interpretación de las Nuevas Poblaciones de Cañada Rosal, situado en la finca municipal La Suerte, es un importante punto de referencia para conocer un fenómeno histórico singular que hizo posible en pleno siglo XVIII que colonos centroeuropeos, en su mayoría alemanes transformaran unas tierras

Antigua casa palacio de estilo neoclásico que data de la segunda mitad del siglo XVIII y perteneciente a la familia de los Sargeant, cuyo primer miembro fue Felipe Sargeant. Su hijo, Felipe Sargeant y Salcedo (1744-1788), ostentó el título de I Marqués de Monteflorido que le otorgó Carlos III en el año 1770.

Este templo fue inaugurado en marzo del año 1769, siendo la primera construcción de la colonia, pues debido a la epidemia de tercianas fue habilitado como hospital para hombres, con la denominación de Juan Bautista Alvitt.

El actual edificio del Ayuntamiento fue en su origen colegio de la Orden Jesuita, a la que también pertenecía la iglesia anexa de El Salvador. La construcción del convento fue completada en 1621.

Durante el reinado de Carlos III, los Jesuitas fueron desposeídos de sus propiedades en esta ciudad y el edificio pasó a ser un hospedaje.

El Puente de Carlos III se sitúa en el tramo del río Guadaíra más cercano al casco antiguo donde confluyen varios caminos desde época medieval. 

Se le conoce popularmente como Puente Romano porque la construcción, posterior al siglo XV, se levantó en el lugar donde hay certeza que había una construcción romana que exteriormente no se aprecia. 

Originariamente era una edificación aislada, como hacienda agrícola, separada del núcleo original de El Saucejo, que a partir del siglo XVII fue explotada por la Compañía de Jesús y que tras la expulsión de la Orden por Carlos III pasó a titularidad privada.