Santiponce Itálica

Patrimonio

Un inmenso legado por descubrir

Jardines de Winthuysen

121
1

En 1931 la Sociedad Canalización y Fuerzas del Guadalquivir encarga a Javier de Winthuysen, afamado paisajista y pintor, el ajardinamiento del conjunto de la central hidroeléctrica. El proyecto comprendía los jardines que rodeaban la Central, un jardín provisional y un jardín principal además de los jardines, huertas y frutales para las casas de los trabajadores y, al otro lado de la carretera, un jardín a base de arbolado.

El jardín principal, testigo de este proyecto, muestra una planta cuatripartita, inscrita en un rectángulo. Destaca el estanque, y en su centro un pedestal con inscripciones conmemorativas coronado por un ancla romana encontrada en el río. Rodeándolo, un mosaico de guijarros, inspirado en la historia de Ilipa Magna.

Las hermosas piezas cerámicas que adornan los bancos, canalillos, y piletas -resaltando la del salón de los cipreses- las realiza la Fábrica de Cerámica de Manuel García Montalván, en Triana. Diversas zonas de plantaciones se distribuyen por el jardín formando macizos y arriates en trazados geométricos. Javier de Winthuysen da por finalizado el proyecto en 1934.

Actualmente, cuenta con una superficie aproximada de 3 062 m². El conjunto ambiental que crea con las construcciones lo convierte en un valioso jardín histórico, parte de un notable paisaje industrial. A través de un convenio de cesión el jardín pasa a propiedad municipal, restaurándose a través de un Taller de Empleo que siguió en lo posible el planteamiento original de Winthuysen.

0 comentarios

Nuevo comentario

Los comentarios son moderados, así que tardan un tiempo en aparecer. Si contienen lenguaje ofensivo no serán publicados.