Écija Palacio Peñaflor

Sevilla enamora

El Pilar del Barranco es un antiguo abrevadero al que se llevaba el ganado en lo que fue una hondonada o barranco. Allí confluyen algunas corrientes de agua subterránea existentes bajo la población. Está surtida de agua por una mina que conduce el agua desde el callejón del Parpagón.

En el año 2009 se impermeabilizó y se restauró. 

Fuente de época islámica, servía para el regadío de los campos de los alrededores y como abrevadero para el ganado. Es uno de los escasos testimonios del pasado musulmán en Alanís.

Se encuentra en el borde noreste del casco urbano, en el camino antiguo de la venta El Alto. Está señalizada con un cartel del Ayuntamiento en el que reza que la construcción de la fuente se produjo en 1928. El manantial del que procede el agua suministra al pueblo y existe un lavadero que ya no se utiliza pero está bien conservado.

Su manantial procede de la Sierra del Tablón con un agua fresca en verano y tibia en invierno de muy buen sabor que, después de servir de abrevadero para animales, es utilizado para regar una huerta.

Antiguo abrevadero de ganado donde las mujeres de Pruna iban a lavar la ropa. También hay unos pozos, actualmente secos, de los que se surtía el pueblo y se regaban unas huertas. Para llegar salimos de la localidad por la calle Cruces dirección al cementerio.

En otros tiempos tenía un caño denominado El Caño el Torero, de donde se tomaba agua para beber. Fue descubierto por Juan Rivero Torero. También tenía otro caño que alimentaba a un abrevadero. Posteriormente se construyeron unos lavaderos a donde iban a lavar las mujeres del entorno. La fuente ya no está como entonces, pues el Caño el Torero ha desaparecido y sólo queda el abrevadero.

La fuente se encuentra a la salida de la localidad de Mairena del Alcor, en la calle Alconchel, en dirección al Viso del Alcor.